NVIDIA mostró los resultados del segundo estudio sobre cómo el rendimiento gráfico afecta al gaming competitivo y a los eSports. Investigación que lleva por nombre “¿Por qué es importante contar con muchos FPS en los juegos competitivos?” (Why Does High FPS Matter for Competitive Gaming?, en inglés).

En el primer estudio, llamado “Descubre todo tu potencial – cómo las frecuencias de frames más altas te dan ventaja en los juegos battle royale”, Gerardo Delgado Director de producto de NVIDIA , dio a conocer que al contar con el hardware adecuado, GPU rápida y un monitor G-SYNC puede ayudar al gamer a alcanzar todo su potencial en, dado que permite experimentar tiempos de reacción más rápidos.

Al acceder a títulos competitivos como Fortnite, CS:GO, o PUBG, los jugadores por lo generar miden sus habilidades basándose en el Kill/Death (K/D). La relación K/D en muchos casos muestra que el jugador es más relevante en las batallas, por lo el triunfo de su equipo se alza con la victoria más a menudo.

Tony Tamasi , vicepresidente de marketing técnico de NVIDIA, ahondo en los detalles del primer estudio y demostró que existe una correlación entre un alto nivel de FPS y una mejor tasa de K/D. Detalló por qué un número de cuadros por segundo (FPS) muy por encima de 60 tiene claros beneficios, incluyendo:

  • Animaciones más suaves para ayudar al gamer a perseguir los objetivos con mayor facilidad.
  • Fantasmas y lágrimas más pequeños para ayudar a reducir los efectos que pueden ser una distracción.
  • Menor latencia del sistema para ayudar a ver los objetivos anticipadamente.

Con una GPU NVIDIA GeForce RTX y un monitor de 240 Hz, los jugadores pueden experimentar las ventajas proporcionan en juegos de competencia.